Comunicado sobre Titiriteros

“Ninguna obra de arte es inmoral” clamó Oscar Wilde en el proceso que le llevaría a 2 años de trabajos forzados, una sentencia que vuelve a resonar con el caso de los artistas encarcelados por sacar una pancarta con un juego de palabras sobre ETA dentro del contexto de la representación. Si algo nos enseña el caso de los titiriteros es que es buen tiempo para la sátira. Es tan buen tiempo para la sátira, que la realidad misma se burla de la ficción con un humor fino y absurdo. Así, los autores de una comedia que denuncia nuestro débil estado de derecho y el uso instrumental de la justicia en una guerra ideológica se han visto, en un giro sorprendente de los acontecimientos, encarcelados incondicionalmente por enaltecimiento del terrorismo. Y aunque esta misma mañana han sido puestos en libertad, el auto deja claro que los titiriteros aún son una amenaza y que su acción merece ser investigada y censurada.

Estos hechos resultan preocupantes y alarmantes por varios motivos, la mayoría de los cuales han sido denunciados por diversos colectivos y personas en los últimos días que se han apresurado a defender los derechos fundamentales de los artistas encarcelados. Repasemos algunos de estos motivos:

a) Es alarmante el escaso nivel intelectual que se nos presupone a los ciudadanos o que exhiben aquellos que toman decisiones importantes. La confusión entre ficción y realidad que conduce a poner en boca de los autores palabras e ideas que sólo pertenecen al argumento de su obra es sencillamente descabellado y sólo se explica de dos formas posibles: esto se hace por maldad, y por lo tanto nos toman por tontos, o por ignorancia, y entonces los tontos son los que mandan. Ambas opciones son inaceptables.

b) Es alarmante el uso despiadado que se hace de determinadas instituciones de nuestra sociedad para extender el temor, para amedrentar y amenazar a cualquiera que pretenda elevar una crítica. No son sólo los titiriteros, son también los 8 de Airbus, es el artista Abel Azcona, y son muchas otras personas. Los ataques a los derechos fundamentales, como la libertad de expresión y la libertad de huelga, se están convirtiendo en el pan de cada día, lo cual hace a nuestro país poco merecedor del adjetivo “democrático”.

c) Es alarmante que, a la vez que la justicia actúa como un mazo en estos casos y se elevan las voces pidiendo responsabilidades políticas, sigan cayendo en el olvido casos importantes. No se trata de recurrir al “y tú más”, sino de preguntarnos seriamente por los estándares y criterios que se emplean desde algunos juzgados, algunas tribunas y algunos medios. Se trata de preguntarnos por qué la doble vara de medir está cada día más polarizada y hace que algunas cosas grandes se olviden (recordemos que no se asumieron responsabilidades políticas por el caso de Madrid Arena) y algunas cosas pequeñas sean recordadas constantemente.

d) Es alarmante que los términos del debate público sean impuestos a la fuerza por determinados actores sociales. La mediatización y la exageración de los sucesos es una constante en determinados medios de comunicación. Descontextualizar y tergiversar es parte de la actividad periodística y política de nuestro país. De esta forma, los debates importantes quedan relegados y olvidados y todo el foco y la atención se dirige a cuestiones nimias, pero sobredimensionadas, que permiten a unos atacar con ferocidad y obligan a otros a defenderse. Copando así el espacio público e invisibilizando cuestiones más importantes.

Por todo esto, desde Podemos Leganés, nos solidarizamos con los titiriteros de “Títeres desde abajo” y reivindicamos una larga tradición de sátira y humor político que hacemos propia, ya que la risa es una poderosa herramienta contra la injusticia y el abuso. Llamamos, también, a la movilización de toda la ciudadanía en defensa de la libertad de expresión y de los derechos fundamentales, sumándonos a las concentraciones y acciones de apoyo a los titiriteros.

Vale la pena cerrar este comunicado con una frase de una cooperativa de presos italianos y que nos ha venido a la cabeza los últimos días: “Dichosos los que creen en la justicia, porque serán ajusticiados”

Descarga el comunicado:
Nota Titiriteros Podemos Leganés

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *